Que hay sobre la alimentación?

      No hay comentarios en Que hay sobre la alimentación?

(Mateo 11:18) Porque vino Juan, que ni comía ni bebía, y dicen: Demonio tiene.  (Mateo 11:19) Vino el Hijo del hombre, que come y bebe, y dicen: He aquí un hombre comilón, y bebedor de vino, amigo de publicanos y de pecadores. Mas la sabiduría es justificada por sus hijos.

(Mateo 15:1) ENTONCES llegaron á Jesús ciertos escribas y Fariseos de Jerusalem, diciendo:(Mateo 15:2) ¿Por qué tus discípulos traspasan la tradición de los ancianos? porque no se lavan las manos cuando comen pan. (Mateo 15:3) Y él respondiendo, les dijo: ¿Por qué también vosotros traspasáis el mandamiento de Dios por vuestra tradición?

(Mateo 15:8) Este pueblo de labios me honra; Mas su corazón lejos está de mí.
(Mateo 15:9) Mas en vano me honran, Enseñando doctrinas y mandamientos de hombres.
(Mateo 15:10) Y llamando á sí las gentes, les dijo: Oid, y entended: (Mateo 15:11) No lo que entra en la boca contamina al hombre; mas lo que sale de la boca, esto contamina al hombre. (Mateo 15:17) ¿No entendéis aún, que todo lo que entra en la boca, va al vientre, y es echado en la letrina? (Mateo 15:18) Mas lo que sale de la boca, del corazón sale; y esto contamina al hombre. (Mateo 15:19) Porque del corazón salen los malos pensamientos, muertes, adulterios, fornicaciones, hurtos, falsos testimonios, blasfemias. (Mateo 15:20) Estas cosas son las que contaminan al hombre: que comer con las manos por lavar no contamina al hombre.

(Romanos 14:14) Yo sé, y confío en el Señor Jesús, que de suyo nada hay inmundo: mas á aquel que piensa alguna cosa ser inmunda, para él es inmunda.

(Romanos 14:15) Empero si por causa de la comida tu hermano es contristado, ya no andas conforme á la caridad. No arruines con tu comida á aquél por el cual Cristo murió. (Romanos 14:16) No sea pues blasfemado vuestro bien.

(Romanos 14:17) Que el reino de Dios no es comida ni bebida, sino justicia y paz y gozo por el Espíritu Santo.

(Romanos 14:20) No destruyas la obra de Dios por causa de la comida. Todas las cosas á la verdad son limpias: mas malo es al hombre que come con escándalo.

(Romanos 14:21) Bueno es no comer carne, ni beber vino, ni nada en que tu hermano tropiece, ó se ofenda ó sea debilitado. (Romanos 14:22) ¿Tienes tú fe? Tenla para contigo delante de Dios. Bienaventurado el que no se condena á sí mismo con lo que aprueba. (Romanos 14:23) Mas el que hace diferencia, si comiere, es condenado, porque no comió por fe: y todo lo que no es de fe, es pecado.

(1 Corintios 10:23) Todo me es lícito, mas no todo conviene: todo me es lícito, mas no todo edifica. (1 Corintios 10:24) Ninguno busque su propio bien, sino el del otro.

(1 Corintios 10:25) De todo lo que se vende en la carnicería, comed, sin preguntar nada por causa de la conciencia; (1 Corintios 10:26) Porque del Señor es la tierra y lo que la hinche.
(1 Corintios 10:27) Y si algún infiel os llama, y queréis ir, de todo lo que se os pone delante comed, sin preguntar nada por causa de la conciencia. 
(1 Corintios 10:28) Mas si alguien os dijere: Esto fué sacrificado á los ídolos: no lo comáis, por causa de aquel que lo declaró, y por causa de la conciencia: porque del Señor es la tierra y lo que la hinche. (1 Corintios 10:29) La conciencia, digo, no tuya, sino del otro. Pues ¿por qué ha de ser juzgada mi libertad por otra conciencia?

(1 Corintios 10:30) Y si yo con agradecimiento participo, ¿por qué he de ser blasfemado por lo que doy gracias? (1 Corintios 10:31) Si pues coméis, ó bebéis, ó hacéis otra cosa, haced lo todo á gloria de Dios.

(Colosenses 2:16) Por tanto, nadie os juzgue en comida, ó en bebida, ó en parte de día de fiesta, ó de nueva luna, ó de sábados:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

67 + = 77